Sexología

Educador, orientador y terapeuta afectivo-sexual

Un sexólogo en general, aborda todo aquello que tiene que ver con LA SEXUALIDAD, LA AFECTIVIDAD Y LA ERÓTICA (de la persona, o de la pareja), ya sea para enriquecerla, o para orientar en la resolución de una dificultad. Realizan básicamente TRES FUNCIONES:

  1. EDUCADORES: Dan información afectiva-sexual, a través de charlas, seminarios, congresos y cursos en organismos públicos, TV, Radio, empresas, colegios, asociaciones, ONGs…
  2. ORIENTADORES : Abordan los problemas que tienen que ver con la orientación sexual (por ejemplo, dificultades para aceptar la orientación sexual), o la identidad sexual, dificultades que se pueden presentar en ambos sexos. Fomentan una vivencia satisfactoria y armoniosa de la sexualidad (lo cual incluye tratar de evitar que aparezcan problemas o insatisfacciones), y también trabajan para fomentar los derechos sexuales y reproductivos.
  3. TERAPEUTAS Y MEDIADORES: Además de lo mencionado anteriormente, efectivamente, las sexólogas y los sexólogos también abordan los problemas o dificultades sexuales y/o de pareja, cuando éstos aparecen. Tanto los problemas que se presentan en hombres (algunos de los más frecuentes son las dificultades con la erección, la eyaculación, o el deseo), como los que se presentan en mujeres (entre los que se encuentran de manera frecuente las dificultades para realizar la penetración, las molestias o el dolor en la penetración, las dificultades para disfrutar o excitarse, los problemas de deseo…).

También es frecuente que en la consulta del sexólogo o la sexóloga, aparezcan parejas con problemas para entenderse, negociar, comunicarse, o llevar una convivencia o una relación satisfactoria y feliz.